Inicio » Relato » Cita sexual con el compañero de mi esposo
saborear sus Jugos

me miro y me dijo – te gusta mi esposo o lo que vez? Yo me sonroje un poco y le dije – ambos, se acerco a mi y contra el lava manos me acorralo y junto su pecho contra el mío, que te parece si nos divertimos un rato con tu esposo y el mío?

Chicos hoy le voy a contar como le fui infiel a mi esposo con su compañero de trabajo y su esposa, la noche que los conocí fuimos a cenar con mi esposo y nos encontramos con ellos, así que mi esposo me presento a el chico quien iba con su mujer y nos invitaron a cenar junto a ellos, comenzamos a hablar y la chica era muy divertida, note que su esposo en varias ocasiones veía mi escote y ella no le decía nada parecía disfrutar ver como su esposo morboseaba mi escote, culminando la cena fui al baño, me estaba retocando en el baño cuando entro la esposa del compañero de mi esposo su nombre era Sandra, una chica de unos 33 años , me sonrió y se acerco al espejo para retocarse el labial, pude detallar sus labios bien definidos y carnosos apetecibles, me miro y me dijo – te gusta mi esposo o lo que vez? Yo me sonroje un poco y le dije – ambos, se acerco a mi y contra el lava manos me acorralo y junto su pecho contra el mío, que te parece si nos divertimos un rato con tu esposo y el mío? Agache la mirada y le dije, – lo siento mi esposo no es muy abierto a nuevas experiencias, ella levanto mi cara y me dijo entonces los tres?, me guiño el ojo coqueteándome, la mire a los ojos y le dije claro que si a mi me encanta experimentar, no espero a que terminara de hablar y choco sus labios contra los míos, mm que beso, sentí como palpitaba mi centro y me mojaba un poco, dejamos de besarnos limpie un poco mis labios y los retoque igual que ella y fuimos a la mesa.

La cena termino muy bien ella me daba miradas coquetas y su esposo por debajo de la mesa me tocaba con su pie las piernas hasta llegar a mi entrepierna, mi esposo estaba tan entretenido hablando de números y trabajo que no se dio cuenta de lo que sucedía bajo la mesa, ni las miradas cómplices de la mujer, al salir fui de nuevo al baño y detrás de mi entro Sandra, me dijo que me esperaban en su casa me entrego un papel con sus datos y salió, lave mis manos me mire al espejo y pensé una escusa para salir esa noche, me arregle un poco y salí, me esperaban en la puerta me despedí de ellos y Sandra se acerco y me dio un beso muy cerca de mis labios, mi esposo me halo y abrazo y me dijo -no me gusta como te ve esa mujer, lo mire y le dije – tranquilo no me gustan las mujeres, por dentro estaba deseando que aquella mujer me besara y tocara completamente.

Sandra estaba en la sala con una cerveza en su mano, me acerque y se levanto a saludarme, se acerco y rodeo mi cuello con sus manos y poso su labios sobre los míos, dándome un beso apasionado delicioso

Al llegar a la casa le comente a mi esposo que iba a salir y llegaba tarde, mi escusa fue una reunión de cbar/">ompañeras del trabajo, no puso objeción, me cambie y me puse una lencería provocadora unas bragas en encaje diminutas de color negro y un sostén del mismo tono con transparencia y de encaje, salí informal pero sensual, subí a mi auto y puse en el gps la dirección de Sandra, estaba a 20 minutos, me alegre ya que no demoraría mucho en volver a sentir sus labios sobre los míos y lo mejor poder probar a su esposo, al llegar baje y toque el timbre era una casa grande de dos plantas, en unos segundos Andrés abrió la puerta me miro y sonrió me saludo con un beso en la mejilla y me invito a pasar, entre y Sandra estaba en la sala con una cerveza en su mano, me acerque y se levanto a saludarme, se acerco y rodeo mi cuello con sus manos y poso su labios sobre los míos, dándome un beso apasionado delicioso.

ella se abrió de piernas dejando a mi disposición su conchita húmeda me acerque y comencé a chuparla toda mordía su clítoris y saboreaba sus jugos, Andrés se posiciono detrás de mi y puso saliva en su pene, lo posiciono en mi entrada y comenzó a penetrarme lentamente

Me invitaron a sentarme y me ofrecieron algo de tomar, hablamos un rato luego Sandra que estaba sentada junto a mi me dijo al oído, – quieres ir a la habitación o lo hacemos acá?, la mire y le dije – donde quieran, guiñándole un ojo, Andrés se acerco y se sentó junto a mi y comenzó a besar mi cuello y metió su mano en mi blusa tocando mis senos sobre el sostén, que rico se sentía sus manos tocándome, Sandra nos miraba mordiéndose el labio, la miraba y es una mujer muy sexy, comenzó a tocarse mirando como Andrés comenzaba a desnudarme y yo lo besaba, la ropa comenzó a caer por todo lado en un segundo estábamos desnudos los tres, Sandra se masajeaba los senos y con su otra mano tocaba su clítoris, veía como su conchita se humedecía y sus ojos se dilataban de la excitación que tenia, mientras tanto yo le daba una mamada a Andrés, este gemía y me toba del cabello haciendo que su pene entrara todo en mi boca, mi saliva caía por mis senos y dejaba todo el pene húmedo, Andrés termino de follar mi boca y me levanto y me puso en cuatro sobre la silla quedando mi cara junto a Sandra, ella se abrió de piernas dejando a mi disposición su conchita húmeda me acerque y comencé a chuparla toda mordía su clítoris y saboreaba sus jugos, Andrés se posiciono detrás de mi y puso saliva en su pene, lo posiciono en mi entrada y comenzó a penetrarme lentamente, su pene sin mentir era un poco pequeño pero cuando comenzó a moverse ufff la sensación era increíble tocaba donde debía tocar y me hacia tener pequeños orgasmos, gemía contra la conchita húmeda de Sandra ahogando mis gemidos metía mi lengua en su entrada haciendo que ella no paraba de gemir, Andrés saco su pene y me dio la vuelta quedando boca arriba levanto mis piernas y las cruzo, me penetro y sentía como estaba mas estrecha sintiendo mas su pene dentro de mi, levante mi mirada y Sandra se había levantado subió al sofá y se puso de canclillas sobre mi cara, comenzó a mover su cadera haciendo que mu lengua lamiera toda su conchita, podía ver sus senos moverse al ritmo del movimiento de sus caderas su rostro de lujuria y su boca entre abierta dejando salir deliciosos gemidos, yo estaba a punto de explotar Andrés sabia a la perfección como moverse y donde tocar para que tuviera infinidad de orgasmos y sentía que este iba a ser uno muy grande sentía como mis paredes se apretaban llegando aun delicioso orgasmo salían mis jugos a chorros dejando lavado a Andrés mi cuerpo tenia espasmos de lo rico que había sentido y un gemido fuerte salió de mi boca, mientras Sandra no dejaba de moverse sobre mi cara hasta que llego en mi boca dejándome saborear sus jugos, nos levantamos y seguimos nuestra cita sexual en la ducha….

Cuéntanos que te pareció
12553

Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar